El susto de Paula Trápani: “Me operaron y tenía una apendicitis gangrenosa”

Paula Trápani debió ser operada de urgencias por una apendicitis gangrenosa. La periodista comenzó con fuertes dolores, náuseas y diarrea y terminó internada durante 6 días con drenajes en el Sanatorio Las Lomas de San Isidro.

La panelista de “Hay que ver” contó cómo se enteró de lo que le estaba sucediendo y agradeció al personal de salud que la cuidó durante el terrible momento.

En diálogo con Fernanda Iglesias, para el programa de Mucha RadioEsto no es Hollywood”, relató: “Ahora estoy bien. Me pasó algo bastante insólito. Me agarró una peritonitis, algo que no es común a esta edad, de la nada, sorpresivo total. Empecé con un malestar, no pude dormir una noche, mucha náusea, diarrea, llamé al médico que viene a casa, me dio Buscapina inyectable, no me tomó la fiebre, medio que enmascaré los síntomas. Al día siguiente me fui a la guardia. No había estado en contacto con nadie con COVID, tampoco levanté fiebre. Cuando llegué al sanatorio me hicieron una ecografía y salió lo del apéndice. Después, como levanté fiebre por protocolo me hisoparon. Era virgen de hisopado (se ríe) dio negativo. Me lo dieron después de la cirugía”.

Y agregó: “La verdad es que la apendicitis es simple la cirugía. Hasta que no te abren no sabés. Levanté fiebre muy de repente. Ahí sospecharon y me mandaron a cirugía. Cuando abrieron me encontraron el peor panorama: apendicitis gangrenosa. La palabra suena horrenda. Hicieron una limpieza, me dejaron un drenaje durante 6 días internada de la nada. Yo había ido a una guardia. Estoy como en shock”.

También dio detalles sobre cómo fueron los cuidados que tuvo que tener dentro del sanatorio para no contagiarse de coronavirus. “Es un poco más complicado, me operé en el Sanatorio Las Lomas de San Isidro. Una vez que te da negativo me pusieron en el piso no COVID. Estaba aislado. Me podían visitar una vez que me dio negativo”, explicó. 

trapani_1611618986.jpg